jueves, 8 de marzo de 2012

NUESTRO LADO MÁS GORILA

Fuente: elcorreo.com

Un 15% de nuestro genoma es más cercano al de este gran primate que al del chimpancé, nuestro pariente más próximo

Aunque el chimpancé es nuestro pariente más cercano, un equipo internacional de científicos que ha secuenciado el genoma del gorila, presentado hoy en la revista 'Nature', ha descubierto que un 15% de nuestro genoma está más próximo al del más grande de los primates vivos que al del compañero de Tarzán. "El genoma del gorila es importante porque arroja luz sobre la época en la que nuestros antepasados se separaron evolutivamente de nuestros parientes más próximos", indica Aylwyn Scally, investigador del Instituto Sanger Wellcome Trust y uno de los autores del trabajo.



Ahora, los científicos pueden comparar los genomas de los cuatro grandes simios -el gorila, el orangután, el chimpancé y el hombre-. "Utilizando técnicas genómicas para comparar las cuatro especies, obtenemos una visión más precisa del proceso evolutivo que dio lugar a la aparición del ser humano. Los resultados de este estudio proporcionarán, a su vez, un importante recuerdo para el estudio de la biología humana, así como para la biología y la preservación de los gorilas", explica Javier Prado, del Instituto de Biología Evolutiva de la Universidad Pompeu Fabra y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, y que ha participado en el proyecto.




Audición y habla



Lo más sorprendente que han descubierto es que un 15% de nuestro genoma está más próximo al del gorila que al del chimpancé y que un 15% del genoma del chimpancé está más cercano al del gorila que al nuestro. Además, han visto que, aunque en los tres primates los genes relacionados con la percepción sensorial, el oído y el desarrollo cerebral muestran una evolución acelerada, esta es mayor en humanos y gorilas.

"Los gorilas comparten muchos paralelismos genéticos con los humanos, incluyendo la evolución del oído. Los científicos habían sugerido hasta ahora que la rápida evolución de los genes humanos de la audición estaba relacionada con la evolución del lenguaje. Nuestros resultados lo ponen en duda, ya que los genes auditivos han evolucionado en los gorilas al mismo ritmo que en los humanos", apunta Chris Tyler-Smith, del Instituto Sanger Wellcome Trust y uno de los autores.



El genoma del gorila se ha secuenciado a partir del ADN de Kamilah, una hembra de la variante occidental de las tierras bajas ('Gorilla gorilla gorilla'). Su genoma se ha comparado, además de con chimpancés y humanos, con muestras de ADN de otros gorilas para estudiar las diferencias entre especies. Según los investigadores, la divergencia entre gorilas, por un lado, y humanos y chimpancés, por otro, ocurrió hace unos 10 millones de años, mientras que la separación entre gorilas orientales y occidentales ha tenido lugar en los últimos dos millones de años.

Además, la divergencia entre nuestros antepasados y estos grandes simios pudo ser un largo proceso que favoreció el flujo genético.

"Los gorilas son los parientes vivos más cercanos de los humanos después de los chimpancés, y su importancia es comparable para el estudio de nuestros orígenes y evolución", dicen los autores al inicio del artículo. Pero los gorilas están en peligro de extinción. Solo hay unas pocas poblaciones aisladas en los bosques de África central. Todas las especies están en peligro de extinción por la caza furtiva y la destrucción de sus hábitats.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada